Jane Eyre, de Charlotte Brönte
0 votos

Jane Eyre, de Charlotte Brönte

Jane Eyre es una de las mejores obras de amor de la literatura, lo que la sitúa como uno de los iconos de la literatura clásica. Es además una historia que representa el inicio de los movimientos feministas y la libertad de las mujeres, tanto por la historia de Jane, como por el hecho de que su autora fuese una mujer. Fue publicada en 1847 por Charlotte Brönte, y en la novela la autora se basa en algunos episodios de su vida.

Resumen de Jane Eyre

La infancia de Jane recuerda un poco a la de Cenicienta, de los hermanos Grimm. Huérfana a los diez años, Jane pasa a cargo de su tía, la cual le hace pasar una infancia muy dura. Hostigada por sus primos y despreciada por su tía, finalmente Jane va a parar al orfanato Lowood, un escalofriante lugar donde la falta de medios y la rígida disciplina hacen que las estancia de las niñas sea muy dura, y que muchas fallezcan debido al frío y la mala alimentación. No es el caso de Jane, que una vez terminada su etapa en el orfanato, encuentra trabajo de institutriz en la mansión de los Thornfield, una familia acaudalada compuesta por el señor Rochester, su hija Adéle y su ama de llaves, la señora  Fairfax.

Entre Jane y el dueño de la mansión surge una relación de amistad que esconde amor, pero ella decide irse de la casa por varios motivos. En esa etapa de su vida, descubre que tiene más parientes, y que es heredera de la fortuna de su tío.

Este hecho cambia su situación, ya que hace desaparecer la diferencia de clases existente entre Jane y el señor Rochester. Un día ella oye que él sufrió un accidente al incendiarse su casa, y quedó ciego e impedido, y decide dar una oportunidad al amor que aún siente por él y va a su encuentro.

Jane Eyre, precursora del feminismo

En la época en que se escribió esta novela, las mujeres tenían pocas oportunidades de ser independientes económicamente ya que, o eran mantenidas por sus padres, o por sus maridos. Si no era así, o eran prostitutas o tenían un amante que las mantuviera, lo que obviamente no estaba bien visto. Entonces surge la figura de la institutriz, una mujer joven y culta, que se gana la vida educando a los hijos de familias adineradas.

Este es el caso de Jane que, a pesar de partir de la situación social más baja, consigue ser una adulta independiente con su trabajo. Además, una vez llegado el amor, ella no se conforma con eso, sino que busca algo más en la vida y decide hacerlo sola, tomando una gran iniciativa y dejando atrás a su enamorado.

Además, la obra desprecia algunos iconos, como por ejemplo la belleza femenina en aras de la inteligencia.

Cuando Charlotte escribió a obra, tampoco estaba bien visto que las mujeres escribiesen, por lo que la obra fue en un primer momento anónima. Sin embargo, gracias a la gran acogida que tuvo, en su segunda obra la autora firmó con su nombre.

Deja tu comentario

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>